Resultado de imagen de rubens ascanio

 

El portavoz de Unid@s se puede en el Ayuntamiento de La Laguna, Rubens Ascanio, defenderá una moción en este pleno en la que pide que el Plan Estratégico de Subvenciones para 2018 se construya de la forma más participada posible.

La Ley 38/2003 de 17 de noviembre General de Subvenciones, en su artículo 8.1, obliga a las instituciones, entre ellas a los Ayuntamientos que pretendan otorgar subvenciones, a elaborar y aprobar un Plan Estratégico de Subvenciones. El citado artículo 8.1, dice textualmente: “Los órganos de las Administraciones públicas o cualesquiera entes que propongan el establecimiento de subvenciones, con carácter previo, deberán concretar en un plan estratégico de subvenciones los objetivos y efectos que se pretenden con su aplicación, el plazo necesario para su consecución, los costes previsibles y sus fuentes de financiación, supeditándose en todo caso al cumplimiento de los objetivos de estabilidad presupuestaria”.

Ascanio recuerda que en el pleno de septiembre de 2016 su compañero José Marrero solicitó la puesta en marcha de este documento, que es clave para evitar los constantes reparos de la intervención municipal y la irregularidad en el pago de subvenciones a las entidades y proyectos que reciben las mismas por parte del Ayuntamiento. En esa sesión plenaria se logró por unanimidad el siguiente acuerdo: “El equipo de gobierno se compromete a la finalización de los trabajos de elaboración de una propuesta de Plan Estratégico Municipal de Subvenciones, llevarlo a la Comisión de Hacienda, donde se trabajará con el resto de grupos, para su posterior aprobación antes de la aprobación del próximo presupuesto municipal”.

“La realidad es que no se ha producido un debate efectivo del documento que finalmente fue aprobado sin consulta en febrero de 2017, un documento que consideramos que podría ser mejorado incorporando cuestiones como limitar en lo posible el exceso de subvenciones nominales y directas existentes, apostando por un modelo donde se premien los proyectos en base a líneas estratégicas concretas en base a su singularidad o número de personas beneficiarias”, explica.

Pone como ejemplo el reciente informe en el que la intervención municipal ha mostrado su reparo a la decisión del Gobierno local de CC-PSOE de abonar una subvención directa, a través de este Plan, de 55.000 euros a la Esclavitud del Cristo y al Obispado en concepto de aportación a las obras de restauración del Santuario del Cristo. Según la opinión de la intervención, “no ha quedado acreditado en el expediente el interés público que preside la concesión”, al no justificarse correctamente su carácter singular y el interés público de la misma por la que no deban someterse a una convocatoria pública, como cualquier otra entidad, particular o colectivo, además de que las mismas deben tener un “carácter excepcional”.

También cuestionan que se pueda subvencionar a entidades que discriminen activamente en sus estatutos y/o bases fundacionales por razón de sexo, un elemento que “creemos que no puede casar con una gestión de los recursos públicos del siglo XXI”.

Otro elemento que consideran que hay que modificar es que “ayudas como la que actualmente se destina a la Cámara de Comercio, con 70.000 euros anuales, apostamos por convertirlas en líneas más amplias de apoyo a proyectos de desarrollo de PYMES y micropymes en el municipio, incrementando su asignación y permitiendo que colectivos que aglutinan a estos pequeños comercios y autónomos puedan presentar sus proyectos a financiar de forma autónoma, con proyectos concretos”.

Otro elemento que considera que se podría tener en cuenta es el de “favorecer que por ejemplo en las ayudas deportivas se establezcan líneas de subvención específicas para los deportes autóctonos, por sus especiales características”.

Rubens Ascanio cree que en 2018, “tenemos la oportunidad de tener un Plan Estratégico de Subvenciones mejor dotado presupuestariamente, que además haga una decidida apuesta por el apoyo a planes vinculados con el bienestar social, juventud, igualdad, desarrollo sostenible, educación y PYMES, entre otros, fijando grandes líneas estratégicas y buscando la devolución de los efectos reales que ha tenido esta importante inversión pública, para señalar más su interés general”. El edil indica que “la realización de muchos de los grandes proyectos sociales del municipio, como la atención temprana y apoyo a las familias de personas con alguna discapacidad, los comedores sociales, algunas acciones para las personas dependientes y mayores, el apoyo a la práctica deportiva y a los clubes que la conforman, son medidas acertadas, pero que debemos trabajar para lograr que estén dotadas en base a sus necesidades y con una mayor colaboración del Ayuntamiento en su seguimiento”.