Greenpeace pide a los supermercados que "desnuden" la fruta y la verdura de plásticos

Información
Publicado; 16 Abril 2018 A las; 15:33

En la mayoría de tiendas de alimentación y grandes superficies es casi imposible evitar comprar sin envases de plástico.

Greenpeace ha animado a los ciudadanos a que durante esta semana se unan a la campaña #DesnudaLaFruta para que los supermercados vendan frutas y verduras sin envases de plástico de un solo uso y ofrezcan alternativas sostenibles, como la venta de productos a granel o sistemas alternativos de distribución.

En el marco de esta iniciativa, durante toda esta semana Greenpeace y #DesnudaLaFruta se unen para llenar las redes sociales de imágenes de frutas y verduras tan sobreenvasadas que llegan a ser ridículas. Ambas organizaciones piden a la ciudadanía que se sume con sus fotografías etiquetando a los supermercados que venden esos productos a través del movimiento #DesnudaLaFruta, #BreakFreeFromPlastic y #RidiculousPlastic.

Alba García, responsable de la campaña de plásticos de Greenpeace, ha señalado que “en la mayoría de tiendas de alimentación y grandes superficies es casi imposible evitar comprar sin envases de plástico”. “Estamos condicionados a pensar que nuestra fruta y verdura necesita estar envuelta en plástico, aunque sepamos que la naturaleza ya ha pensado en ello y cuenta con sus propias capas”, añadió.

Greenpeace subraya que durante años se ha permitido a las empresas la producción en masa y “un uso desenfrenado” de productos de plástico de un solo uso. Actualmente, las empresas no se están haciendo responsables de los productos que venden y se está desplazando la responsabilidad hacia las personas consumidoras, pero, según la ONG, “cada vez son más las personas que rechazan el viejo discurso de que los plásticos de usar y tirar son inevitables y que son conscientes de que el reciclaje no es ninguna panacea frente a la contaminación por plásticos”.

“No es suficiente con que llevemos nuestra propia bolsa a los supermercados e intentemos reducir el plástico que consumimos de forma individual. Es necesario que los supermercados lideren este cambio y comiencen a ofrecer alternativas. De lo contrario, estos residuos seguirán llegando en cantidades ingentes al medio ambiente, y afectando tanto a la fauna marina como al ser humano”, apuntó García.