El Servicio de Endocrinología de La Candelaria realiza 50.000 cribados para detectar pacientes con desnutrición

Información
Publicado; 26 Noviembre 2019 A las; 21:57

 

La Unidad de Nutrición Clínica y Dietética del servicio de Endocrinología del Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, en Tenerife, adscrito a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, ha realizado ya 50.000 tests para la detección de pacientes con desnutrición o riesgo de padecerla en el momento de ingresar en el centro y durante su estancia.

Estos test se enmarcan en el proyecto CIPA, un sistema de cribado nutricional puesto en marcha en 2014 en este hospital, con el objetivo de analizar el estado nutricional de los pacientes ingresados (incluyendo los de más riesgo, como pueden ser geriátricos, quirúrgicos y oncológicos), proporcionando ajuste de dieta y suplementos nutricionales a los pacientes con desnutrición o riesgo de desarrollarla, como otro tratamiento más.

Para el doctor Pablo Suárez Llanos, endocrino del Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, coordinador del proyecto CIPA (Control de Ingestas, Proteínas y Antropometría) y responsable de calidad de la Unidad, “la desnutrición es un factor de mal pronóstico capaz de incrementar tanto el número como la gravedad de las complicaciones de casi cualquier patología que presente el paciente, aumentando su morbimortalidad y el riesgo de reingreso precoz.”

Añade que “sin el trabajo colectivo de los técnicos superiores en dietética, los auxiliares de enfermería, personal de enfermería y médicos responsables de los pacientes, sería imposible desarrollar el cribado y alcanzar esta cifra”.

En este sentido, el doctor Enrique Palacio, jefe del servicio de Endocrinología del Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, detalla que “identificar a tiempo estos pacientes en el momento de su hospitalización permite a los especialistas realizar una adecuada intervención nutricional y mejorar o estabilizar su estado de salud”.

Este cribado nutricional diseñado, validado e implementado por la Unidad de Nutrición Clínica y Dietética de Candelaria se lleva a cabo en aquellos pacientes cuya expectativa de ingreso hospitalario es superior a tres días y ha permitido a los profesionales buscar soluciones para aquellos pacientes en situación de riesgo de desnutrición por enfermedad, así como elaborar protocolos clínicos específicos.

Precisamente el proyecto CIPA ha sido uno de los puntos fuertes que, junto a las buenas prácticas, han permitido que la Unidad de Nutrición Clínica y Dietética del Servicio de Endocrinología del Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, haya obtenido el reconocimiento de gestión de la calidad con la norma ISO 9001:2015 de Aenor.

Se trata de una de las 7 unidades de esta especialidad hospitalaria en el sistema sanitario público español en contar con esta acreditación, obtenida este mismo año.

Estas certificaciones acreditan que el sistema de gestión desarrollado e implantado por los distintos servicios y unidades implicados se realiza conforme a unos requisitos de calidad, eficiencia, seguridad y mejora continua, tanto en lo que se refiere a procedimientos de trabajo, como a recursos humanos y materiales, a la satisfacción de los pacientes y al cumplimiento de las exigencias legales y reglamentarias aplicables, entre otros indicadores.

Servicios jurídicos y asesoramiento náutico. Despacho de abogados en Bilbao, Gran Via 19