03/03/2024

Sobrevivir a las elecciones en la primavera y el verano
S

Te puede interesar

Qué mejor forma de definir lo que han sido en líneas generales vertiginosas dos elecciones seguidas.

Esta vez las generales eran aun si cabe más importantes y decisivas.

- Publicidad -

Es complicado llegar a entender el por qué en líneas generales en Tenerife, especialmente, ya que es en la isla donde habito, una campaña menos visible en donde las redes sociales, así como los medios de comunicación se convirtieron en las herramientas fundamentales para llevar las campañas de cada partido político.

Voy a intentar ser lo más objetiva posible, ya que de muchas y muchos es sabido mi ideología política.

- Publicidad -

La sociedad ha estado más agresiva que nunca. Los insultos y el miedo se convirtieron en el arma arrojadiza. Pero no podemos ocultar el miedo que sentimos quienes creemos en los Derechos Humanos, y seguimos estando al lado de los colectivos más vulnerables.

No cabe duda de que cada uno es libre de priorizar en aquello que es prioritario en su vida.

- Publicidad -

No es lo mismo la reacción de quienes quieren una sociedad más conservadora, e incluso más opresora, que quienes piden ser exactamente igual al resto de los humanos. Como solemos decir muchos, sentirnos

IGUALES PERO DIFERENTES.

No se puede consentir que existan partidos abogando una y otra vez a grupos terroristas que ya no existen. Cumplieron sus condenas y, guste o no guste, es lo que dice el Código Penal. Y como no soy jurista, ahí se lo dejo a ellos para especificar lo que dice la ley.

Creo en la democracia y eso se traduce a permitir a las personas ser como quieran ser, sin que nadie les señale por no gustarles y no creer, e incluso insultar a los colectivos LGTBIQA+.

Se trata simplemente de respetar, de mirar hacia atrás y ver lo que estos colectivos tuvieron que pagar incluso con su muerte la lucha por sus derechos.

No, no voy a recalcar todo aquello que yo defiendo, porque eso sería no cumplir lo que puse al principio de este artículo.

Debemos unirnos, empatizar con quienes tenemos enfrente.

Vivir en una sociedad democrática tanto en la teoría como en la práctica.

En algún sitio leí hace muchísimo tiempo, una frase que intento en la medida de lo posible aplicarme: ”Hablemos de lo que nos une y no de lo que nos separa”.

Dejemos a nuestros jóvenes, así como a esos peques que acaban de llegar al mundo, a los que ya están y los que están en camino una sociedad más libre, más igualitaria y equitativa. Esa es la clave para poder convivir todos juntos. El odio, la rabia y la ira no ayudan en nada. Lo que hacen es destruirnos por dentro y estar continuamente en una espiral que lleva a la destrucción humana.

Luchemos contra el bullying, la xenofobia, el racismo y la intolerancia.

Sigamos progresando, porque es la única forma de vivir y no de convertirnos en supervivientes del sistema.

Llámenme inocente, ilusa o digan que estoy en las nubes. No, estoy en el planeta tierra, que dicho sea de paso está en peligro y que algunos lo toman a risa.

Quiero seguir soñando, tender mi mano a quienes lo necesitan para sentirse respaldados y no sentirse humillados y desamparados.

Creo en la democracia y es por ello por lo que pido en este verano, lo que queda de ello, en este país haya vencido la coherencia y el progreso. Es momento de un lado de un lado y de otro.

Para finalizar recordar que: LA VIOLENCIA DE GÉNERO, LOS SUICIDIOS, DESAHUCIOS, HAMBRUNA y muchísimos más tipos de situaciones críticas son TERRORISMO SOCIAL.

- Advertisement -

Más noticias

Astrid Pérez: “El reto fundamental pasa por liderar el debate político y el planteamiento de las modificaciones legislativas”

https://youtu.be/O4Bz80SvZuM Astrid, eres nuestra invitada de portada del mes de marzo de Tribuna de Canarias. Lo primero, muchas gracias por...

Más noticias