Resultado de imagen de unidos la laguna

 

La principal fuerza de la oposición lagunera ha expresado a través de su portavoz, Rubens Ascanio, que antes del verano solicitaron en el Consejo Rector de Urbanismo que se celebrara una sesión informativa monográfica para explicar el nuevo proyecto de Plan General al conjunto de los grupos municipales.

“Entendemos que esta propuesta entra plenamente en los diversos acuerdos plenarios del presente mandato, más ahora, que el equipo de Gobierno está celebrando una ronda de presentaciones con diversas entidades vecinales del municipio en las que se da a entender que ya tienen el diseño básico de este importante documento”, explica.

Ascanio considera que “tras dos años de absoluta indefinición sobre el modelo de Plan General que defienden, ahora parece que han percibido el carácter destructivo que tenían las propuestas urbanísticas de 2013 y 2014, documentos que apoyaron en pleno varios de los concejales del actual gobierno de CC-PSOE”. Indica que, “hasta donde sabemos todavía están pendientes las respuestas de las más de 6000 alegaciones vecinales presentadas, una respuesta razonada que hemos acordado varias veces en el pleno, mientras que la responsable de Urbanismo, Candelaria Díaz, anuncia que van aprobar el PGO en los primeros meses de 2018”.

Según el portavoz de la formación lagunera, “parece que el gobierno local de CC, con el apoyo de lo que queda del PSOE oficialista, está tratando de restringir la información sobre el nuevo documento a la oposición, para ser el único interlocutor con unos vecinos y vecinas que tienen derecho a ser informados de forma veraz y plural”. Recientemente preguntaron a Candelaria Díaz sobre la fecha en la que se podría celebrar esa reunión técnica que han reclamado, reconociendo la responsable del área que no tenía prevista su celebración.

Rubens Ascanio considera que con esta forma de abordar un documento tan complejo como el Plan General “evidencian el miedo que se tiene a abordar con máxima participación e información un proceso como este, al que según sus propias declaraciones oficiales se le acaba el tiempo”. Indica que “con los equilibrios actuales en el salón de plenos sería un disparate que cualquier partido de la oposición le de el visto bueno a un documento que mantienen secuestrado y del que no se nos informa sobre plano, sería un cheque en blanco como el que en las elecciones de 2015 contribuyó al duro castigo electoral que recibió CC”.

El edil afirma finalmente “que su grupo seguirá trabajando para seguir informando sobre el PGO, aunque CC-PSOE se empeñen en buscar formas limitadas de participación de aquellos que en el salón de plenos representamos la voluntad de muchos miles de personas de nuestro municipio”.