Iñaki Urdangarin, a su salida del Hogar Don Orione de Pozuelo de Alarcón (Madrid), tras cumplir su primer día de voluntariado

 

El Juzgado de Vigilancia Penitenciaria número 1 de Valladolid ha establecido este viernes que queda "terminantemente" prohibido para Iñaki Urdangarin cualquier comunicación con su familia en el horario que han establecido para sus salidas, fijadas con el único fin de realizar la actividad de voluntariado que le han autorizado a empezar esta semana al marido de la infanta Cristina.

Al poco de empezar Urdangarin su voluntariado en un centro de discapacitados de Pozuelo de Alarcón, en Madrid, el juez ha dictado una providencia en la que concreta los requisitos de los permisos concedidos para salir dos días a la semana de la prisión de Brieva (Ávila) en la que cumple condena por el caso Nóos.

Al cuñado del rey Felipe se le recuerda que es un interno clasificado en segundo grado, de forma que el régimen de comunicaciones y visitas es "única y exclusivamente" el del Reglamento Penitenciario. El juez precisa que las salidas autorizadas lo son para el único fin de realizar la actividad de voluntariado -justicia restaurativa- con las personas dependientes del Centro Hogar Don Orione.

Servicios jurídicos y asesoramiento náutico. Despacho de abogados en Bilbao, Gran Via 19