Resultado de imagen de alberto medina martinez cano

Martínez Cano es el holding del grupo Martínez Cano Canarias. ¿Cuáles han sido los comienzos del grupo?

Martínez Cano es un grupo empresarial integrado por varias empresas: Martínez Cano Canarias, Plascan, Reciclajes Especiales y Eléctricos Canarios y Reciclajes de Neumáticos Canarios.

La primera empresa fue Martínez Cano Canarias y poco a poco se fueron conformando varias empresas para dar respuestas a las demandas de nuestros clientes y de la sociedad en general, pudiendo dar soluciones de manera integral a la gran variedad de residuos que genera el sector industrial y el social. Así, cada una de las empresas que conforman el grupo está especializada en un tipo de residuo que recupera y/o recicla. Te aseguro que no fue una estrategia planificada, sino quelos cambios legislativos en el sector y el dinamismo a la adaptabilidad de ellos nos fueron llevando de forma natural, a la apertura de empresas.

Los orígenes de Martínez Cano Canarias fueron muy humildes, comenzó su actividad en Gran Canaria en 1968 y en tan sólo un año da el salto a Tenerife. En la actualidad la esencia de la actividad de la empresa se ha mantenido, recuperar y reciclar residuos. Comenzamos con la gestión de la recuperación de cartón. Recuerdo como acudíamos por los comercios o por los propios contenedores, cuando no existía la separación de residuos, a recoger las cajas de cartón usadas y los embalajes de las tiendas, lo que más tarde la legislación determinó como recogida puerta a puerta y fíjate este año cumplimos 50 años desarrollando esta labor fiel a nuestros inicios.

Martínez Cano Canarias es la empresa que gestiono desde hace más de 20 años en la provincia de Santa Cruz de Tenerife.

¿Cómo es el momento actual de Martínez Cano Canarias?

Actualmente la empresa goza de una buena salud financiera que nos permite afrontar el futuro con buenas perspectivas y poder garantizar los cientos de puestos de trabajos que dependen de nosotros. Pero evidentemente el propio sistema económico en el que nos movemos cada día es más complejo y hay importantes amenazas a las que tenemos que estar atentos, pero el balance es ilusionante de cara al futuro.

Su eslogan “Ecología en acción”. ¿Qué significa, es una filosofía de trabajo?

Con ecología en acción queríamos expresar movimiento y dinamismo, somos conscientesde que llevamos 50 años con el mismo eslogan y puede ser factible una renovación hacia la utilización de términos más actuales, sin embargo, “ecología en acción” nos identifica claramente, aportamos soluciones dinámicas a problemas medioambientales existentes, con la finalidad de aportar nuestro granito de arena a la sostenibilidad y conservación del entorno de las Islas.

La compañía, genera un empleo importante. ¿Cuántas personas trabajan directa e indirectamente en Martínez Cano Canarias?

Desde mi muy modesta opinión generamos un número importante de puestos de trabajos, es un claro ejemplo de que los empleos verdes, existen y existen en Canarias. Únicamente, Martínez Cano Canarias genera de manera directa 241 puestos de trabajos íntegramente entre las Islas. A esto, se le debe sumar cuando se producen picos en la productividad que requerimos de puestos eventuales para hacer frente a una sobreproducción, muchos de esos puestos de trabajo pueden consolidarse si se perpetúan esos aumentos en la demanda. También generamos puestos de trabajo indirectos, aunque esta cifra es más difícil de cuantificar, pero intentamos la adquisición de materia prima o subcontratación de manera local y de kilometro cero, además somos muy del refrán “zapatero a tus zapatos” somos especialistas en la gestión de residuos y todo aquello que requerimos y no sea estrictamente de la actividad, preferimos la contratación a empresas especializadas, con lo que generamos actividad económica.

El reciclaje de papel y cartón es la actividad más importante de Martínez Cano Canarias. ¿Está satisfecho con la evolución de la empresa en las islas?

Totalmente satisfecho, partiendo de unos orígenes muy modestos en lo que prácticamente nuestra única actividad era la recogida de cartón con una dificultad tremenda debida a la falta de conciencia medioambiental en la sociedad en aquel momento, hemos pasado con mucho esfuerzo y dedicación a gestionar múltiples residuos dentro de un marco legislativo que ha mejorado la percepción en las condiciones en las que tenemos que ejercer nuestra actividad. En la actualidad, nos estamos preparando para afrontar los retos derivados de la aplicación de los objetivos de desarrollo sostenible establecidos en la Agenda 2030 que sin duda mejorarán la calidad de vida de todos los seres que habitamos en el planeta.  

Sin embargo, aún no se tiene una conciencia clara sobre el valor del reciclaje. ¿Le preocupa este hecho?

Sí, nos preocupa.Aunque hemos avanzado mucho en estos últimos años, a día de hoy, todavía escuchamos en distintos foros algunos mensajes que no se corresponden con la realidad del reciclaje en Canarias. Oímos afirmaciones que ponen en tela de juicio el rigor de la clasificación de los residuos y que perjudican gravemente la imagen de la industria del reciclaje. Todos hemos oído expresiones como “para que voy a separar si luego lo mezclan todo” o “en Canarias no se recicla nada, todo termina enterrado”. Todos los actores implicados en esta industria debemos hacer un esfuerzo didáctico y de transparencia para que la sociedad en su conjunto perciba la aportación que realizamos en términos medioambientales y sociales. Invitaría a las personas que tengan curiosidad por conocer la labor de los recicladores que visiten las instalaciones, tanto las de los Cabildos Insularescomo de las empresas privadas que nos dedicamos a este sector, para que comprueben de primera mano la trazabilidad de la gestión de residuos una vez recogidos y la economía que se genera alrededor de los mismos, visibilizada por la cantidad de puestos de trabajo que generamos.

¿Cómo se lograría que la sociedad fuese más consciente de la importancia de comprometerse con el reciclado?

Incorporando en la educación valores de sostenibilidad. Las instituciones públicas han hecho un gran esfuerzo para acercar estos valores a los ámbitos escolares, asociaciones vecinales u otros colectivos sociales. Es especialmente reseñables la labor de los Cabildos Insulares, que, junto a las iniciativas de los Ayuntamientos, están apostando por la organización de eventos, jornadas divulgativas, encuentros de trabajo, conmemoración de efemérides medioambientales y otro tipo de acciones incluida la apertura de los diferentes complejos ambientales a la visita de estos colectivos, para sean partícipes de la labor que se está realizando en la gestión de residuos. También desde las Universidadesse están adaptando a esta nueva perspectiva, reflejadaen la incorporación de grados específicos de ciencias ambientales, asignaturas transversales en grados técnicos, e incluso, Cátedra de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible.

Las empresas también tenemos que aportar nuestro granito de arena en la difusión y transparencia de nuestras actividades. Martínez Cano Canarias dentro de su programa de responsabilidad social dedica un apartado significativo a la formación de los centros escolares abriendo sus centros de tratamiento a la comunidad educativa y a los demás colectivos sociales.

En cualquier caso, desde Martínez Cano tratan de tener una actitud proactiva. ¿Cómo se desarrolla la misma?

Desde luego, nos hemos responsabilizado con la divulgación de buenas prácticas medioambientalese incluso trasladamos a nuestros clientes, a la sociedad en su conjunto.

¿Martínez Cano Canarias desarrolla su actividad en todas las islas?

Sí, contamos con siete plantas propias repartidas por todas las islas. Dos, en cada una de las islas capitalinas, Gran Canaria y Tenerife y una en las restantes islas, Lanzarote, La Palma y Fuerteventura. Las islas restantes tenemos convenios con los Cabildos para desarrollar nuestra actividad a pesar de no contar con instalación propia.

Desde hace 10 años la empresa ha desarrollado un ambicioso plan de inversión en las instalaciones, de cara a mejorar la calidad del servicio prestado a los ciudadanos, a nuestros clientes y como no, mejoras en las condiciones laborales de todos los trabajadores. Hemos incorporado la más avanzada tecnología en materia de residuos, diseñado instalaciones específicamente para dar cobertura a la amplia variedad de los residuos que se generan, con el fin de aportar la misma calidad de servicio en todas las islas. En este sentido, el Gobierno de Canarias, por dos años consecutivos, nos ha distinguido con la mención especial en los Premios Canarios a la Excelencia Empresarial en la categoría de mediana y gran empresa industrial.

Lo que está claro es que el futuro de la economía circular es una realidad. ¿Es importante para las islas?

Sin duda, estamos en un marco insular, con un territorio limitado y unos recursos naturales finitos. La economía circular supone un máximo aprovechamiento de los recursos y la adaptabilidad de los procesos productivos con la finalidad de evitar despilfarros. Además, debemos aprovechar la oportunidad que nos presenta para generar un sector altamente productivo desde diferentes perspectivas. Esta nueva filosofía de máximo aprovechamiento supone un cambio en la concepción de los modelos económicos desde los fabricantes, los distribuidores hasta como no, los gestores de residuos y los recicladores.

Se comenta que es una actividad que puede generar riqueza y mucho empleo… ¿Considera que estamos concienciados de esta oportunidad económica?

Estamos comenzando a estarlo, desde las instituciones públicas están siendo los catalizadores de esta idea, comenzando a realizar mesas de trabajo en las que los diferentes agentes como empresas, sistemas integrados de gestión, ayuntamientos y fundaciones, aporten su posible contribución que, de paso a un cambio en el sistema, de lo lineal a lo circular y en el que exista una combinación real entre la dimensión económica y la medioambiental.

¿Qué proyectos desarrolla la empresa desde la responsabilidad social?

Desde hace cuatro años creemos firmemente que la integración de los grupos de interés en la gestión de la empresa supone un salto cualitativo a la gestión empresarial. El aporte que Martínez Cano Canarias realiza con su actividad a las dimensiones de la responsabilidad como son la social, medioambiental y económica está más que clara por la propia actividad de la empresa y por lo que hemos ido hablando por el momento. La empresa realiza un doble esfuerzo para deportarle a la sociedad lo que ella le da,y por eso, apoyamos multitud de ideas que refuercen la labor medioambiental como por ejemplo, a través del patrocinio de concursos escolares, apoyo de iniciativas de proyectos de corte emprendedordesde los institutos, patrocinio de festivales medioambientales, formamos parte del proyecto de ampliación del hábitat reproductor de la tortuga boba en la Macaronesia, participamos en limpiezas fondos marinos, limpiezas de costas, apoyamos la recogida de tapones solidarios. En fin, una infinidad de proyectos que nos enriquece no sólo a nivel profesional sino a nivel personal.

El año pasado, como reconocimiento a esta labor, recibimos el sello social de RSE que otorga el Cabildo Insular de Tenerife como compromiso a las múltiples actividades que desarrollamos. Para potenciar este tipo de actuaciones, se nos dotó de un importe económico que íntegramente hemos decido donarlo a asociaciones y fundaciones de diferente índole que necesitan la ayuda y cooperación de todos.

¿Van a ampliar el campo de actuación en el sector del reciclado?

No es descartable, pero en la actualidad estamos centrados en nuestro modelo de negocio actual, aunque no te voy a negar que siempre hay que estar con ojo avizor.